Por qué lo hice y por qué lo vuelvo a hacer

Este artículo también está disponible en: Inglés, Chino simplificado, Holandés, Francés, Alemán, Italiano, Polaco

Download PDF

He escrito muchos libros sobre los mercados emergentes. Siempre que la gente me pregunta por qué, la respuesta es: “Para que se corra la voz entre los inversionistas que deseen aventurarse en mercados emergentes”. Escribir un blog no es diferente, simplemente es otro medio.

Uno de los efectos de aparecer en varias entrevistas con los medios de comunicación y de tener la cabeza rapada al estilo Yul Brynner, es que, a menudo, me reconocen en los aeropuertos y en los vestíbulos de los hoteles. Y como administrador de carteras, es natural que la gente se me acerque para pedirme un consejo útil. Siempre me preguntan qué compro, dónde están las oportunidades y qué tan buena es esta acción X, Y o Z.

No puedo revelar ningún consejo “útil” debido a las estrictas consideraciones legales y éticas, y realmente no lo hago. Pero existe una cosa que puedo dar a conocer con sinceridad: no existe un secreto simple, un plan único, un conjunto de directrices rígidas que sea una garantía de éxito a largo plazo para usted, para mí o para cualquier persona como inversionista global.

Sin embargo, existen lecciones buenas y sólidas que pueden aprenderse de observar los métodos de investigación y análisis empleados por inversionistas a largo plazo en estos turbulentos mercados.

Estoy agradecido con el legendario Sir John Templeton por tener la providencia para ver el potencial de los mercados emergentes y hacer la apuesta de contratarme. Me demostró que si uno quiere ser exitoso, debe mantener la mente abierta y estar dispuesto a aprender. Me enseñó a mí y a muchas otras personas cómo invertir al comprar acciones subvaloradas y tener una visión global.

Con el difunto Sir John Templeton

Con el difunto Sir John Templeton

Creo en salir a la calle y comprobar la calidad de los productos. Estoy en la carretera 250 días al año, visitando compañías en casi todos los rincones del mundo. Después de registrar 30 millones de millas de tiempo de vuelo, estoy orgulloso de alcanzar el estado de nómade de tiempo completo. Prefiero ver con mis propios ojos lo que sucede en una compañía o en un país. Las mentiras pueden ser tan reveladoras como la verdad, si conoce las señales. Debe observar y escuchar las señales. Esta es una ventaja de conocer a las personas que controlan la acción y de ver una fábrica o planta. No obtendrá el mismo tipo de información si solo explora los números o datos fríos y duros.

Mi teoría personal es que los países que facilitan el ingreso de viajeros tienden a ser amistosos con la inversión extranjera. Siempre que visito un nuevo país, mi radar golpea en el momento en el que me bajo del avión y paso por la aduana. Se intensifica cuando me dirijo al centro, me registro en el hotel, hablo con los conductores de taxi, camino en el vecindario y hablo con el personal de servicio en las tiendas (el estado de la infraestructura a menudo es una señal de eficiencia económica).

Este blog es una forma de compartir mis observaciones personales de una forma más regular, para brindarle una sensación de lo que hago y por qué, para compartir parte de mis aventuras en mercados emergentes. Esté atento a más publicaciones en el futuro.